¿En qué consiste la conducción a la defensiva?

La conducción a la defensiva significa manejar basándose en acciones que previenen los accidentes o disminuyen el riesgo de sufrir uno. 

Para ello, se debe tener en cuenta el comportamiento de otros conductores y anticiparse a él, así como las posibles condiciones adversas en carretera, como el clima, el estado del camino, entre otros factores. 

Conocer las buenas prácticas del manejo a la defensiva permite aprender cómo conducir correctamente un auto, reduciendo amenazas para el piloto y sus acompañantes. 

¿Qué es la conducción a la defensiva?

Se trata de conducir de forma segura, sin poner en riesgo la vida de nadie y disminuyendo al máximo posibles riesgos al volante. 

Algunas estrategias de uso común son, por ejemplo: 

  • Ceder el paso a otro vehículo, aunque no le corresponda, con el fin de evitar accidentes y preservar la vida de los ocupantes de ambos vehículos.
  • Mantener una actitud de alerta.

Con estas técnicas se aprende cómo conducir un auto anticipando las maniobras de los demás conductores y los imprevistos que puedan surgir en la ruta.

La fórmula de la conducción defensiva es:

  • Reconocimiento del peligro.
  • Comprensión de la defensa.
  • Actuar a tiempo.

Las estrategias que se desarrollan mediante este tipo de manejo seguro son de extrema importancia, pues simplifican al conductor saber cómo conducir correctamente un auto en condiciones adversas. 

Así, es posible disminuir la alta tasa de siniestros que actualmente ocurren en Chile, ya que la gran mayoría de los accidentes pueden evitarse. 

Según estadísticas de la Comisión Nacional de Seguridad de Tránsito (CONASET), solo en el año 2019 se produjeron 89.983 siniestros en el país, con un total de víctimas de 59.366 entre las cuales hubo 1.617 personas fallecidas.

Si las personas toman conciencia de la importancia del manejo a la defensiva, la tasa de accidentes se podría reducir en gran medida, evitando las víctimas fatales y los gastos para la familia que una colisión conlleva.

Tips de conducción a la defensiva 

La conducción defensiva incorpora algunas reglas para saber cómo conducir un auto previniendo los riesgos de la mejor forma posible. Estos son los consejos que todo piloto debería conocer y aplicar a diario:

  • Mirar la vía y conducir siempre por la derecha.
  • Usar el cinturón de seguridad.
  • Ajustar los espejos retrovisores laterales para reducir los ángulos muertos.
  • Indicar las intenciones de conducción al vehículo que viene detrás utilizando las luces o pisando levemente el freno.
  • Observar las indicaciones del vehículo de adelante y conservar la distancia.
  • Aplicar la “regla de los 2 segundos”, que consiste en contar desde que el vehículo que va a adelante pasa una señal, para calcular la distancia mínima segura.

Chery Tiggo 8: entre los autos SUV más seguros

Algunos vehículos destacan por su seguridad, pues incorporan ayudas que facilitan la conducción defensiva. El Chery Tiggo 8, uno de los autos SUV más seguros, es uno de ellos. 

El Chery Tiggo 8 cuenta con elementos de seguridad pasiva y activa, lo que aumenta la protección de todos los ocupantes. Además, la marca es ampliamente reconocida por incorporar en sus vehículos herramientas tecnológicas para el manejo seguro. 

Chery, auspiciador oficial del Club Deportivo Universidad Católica de Chile, es sinónimo de confort y confianza, ya que es la única marca en Chile que brinda una garantía de por vida al motor. 

En estándares de seguridad, el fabricante ha obtenido valoraciones muy positivas, con certificación de estrellas C-NCAP en algunos modelos, lo que corrobora lo importante que es la tranquilidad del usuario para Chery.

Share this post